Logo de la-cronica.net


“Desayuna como rey, come como príncipe y cena como mendigo”

La única manera de evitar la obesidad es comer sano.

V.M. León
La única manera de evitar la obesidad es comer sano y en función de nuestras necesidades e incrementar el gasto energético mediante la actividad y el ejercicio físico. Una alimentación sana y equilibrada es aquella que nos aporta todos los requerimientos energéticos y de nutrientes que necesitamos para vivir y funcionar adecuadamente y no pone en riesgo nuestra salud y calidad de vida.
La solución parece sencilla y se puede resumir en unos sencillos consejos: comer cinco veces al día –desayuno, almuerzo, comida, merienda y cena–; desayunar bien y cenar frugalmente; tener una dieta rica y variada; incrementar el consumo de frutas y verduras; reducir el consumo de grasas sobre todo saturadas –grasas animales y algunas grasas vegetales–; reducir el consumo de fritos e incrementar los cocinados a la plancha o hervidos; reducir el consumo de azucares refinados e incrementar los alimentos integrales; no consumir alcohol o hacerlo con moderación –menos de dos vasos de vino al día o equivalente–.
Todos estos consejos son de todos conocidos. Ya en el Quijote, el caballero de la triste figura, recomienda a Sancho Panza: “Come poco y cena más poco, que la salud de todo el cuerpo se fragua en la oficina del estómago”; o el refrán popular que dice: “Desayuna como rey, come como príncipe, y cena como mendigo”.
Tal vez merece la pena comentar como el alcohol también influye de manera importante en la obesidad. El alcohol aporta un número elevado de calorías y se recomienda su restricción para perder peso. Una caña de cerveza (250 ml), una copa de vino (125 ml)o un chupito de güisqui (35 ml), tienen aproximadamente la misma cantidad de alcohol (10 gramos) y la misma cantidad de calorías: 70 calorías. Tantas calorías como un yogur entero, sin desnatar.

Publicidad
pix
publi
pix

© Promociones Periodísticas Leonesas, S.A.
Moisés de León, 49-bajo 24006 León (España)

Correos de La Crónica